Escándalo en la sesión del Concejo por la apertura de una calle que divide a dos barrios

Locales 12/07/2018
El edil Romano protagonizó un fuerte cruce con un vecino del Mirador del Fernández que se oponía a la apertura de una calle para el barrio Altos de Oshovia.

Una escandalosa sesión ordinaria del Concejo Deliberante se vivió este jueves, cuando el concejal Juan Manuel Romano, y un vecino del Mirador del Fernández protagonizaron un fuerte cruce de palabras, lo que obligó a interrumpir la sesión y mediar para calmar la situación.

El incidente tiene que ver con el enfrentamiento que hay entre el barrio El Mirador del Fernández (cercano a las 640 Viviendas) y el nuevo barrio Altos de Oshovia. Éste último reclama la apertura de una calle para tener un nuevo acceso al barrio, mientras que el Fernández lo rechaza ya que ese lugar se trata de un espacio verde, cuidado por los propios vecinos con plantas y mantenimiento del césped y denominado "Jardín El Mirador".

Este mediodía, en la Escuela N°30, el asunto por el cual se trataba la derogación o no de la ordenanza para la apertura de la calle, el edil de la UCR y un vecino del Fernández mantuvieron una acalorada discusión, lo que obligó al presidente del Cuerpo Deliberativo a intervenir e interrumpir la sesión.

Tras lo sucedido, Romano justificó su enojo al decir que “en las sesiones del Concejo Deliberante, hay discusiones acaloradas, donde los que somos apasionados nos hierve la sangre sobre todo cuando nos señalan, como fue el caso del concejal Ayala, de tener determinados intereses sobre un barrio del cual no sé quiénes son sus inversores”.

Asimismo, sostuvo que “cuando nosotros presentamos la ordenanza fue para mantener el flujo del tránsito de los sectores” y que incluso “una mujer embarazada se tuvo que ir a vivir otro sector porque los accesos no eran convenientes”.

“Uno es un ser humano y cuando faltan a la verdad no me parece corrector. No nos escondemos y no nos ponemos detrás de un escritorio para salvaguardar un proyecto que tiene que ver con mejorar la calidad de vida”, manifestó Romano y agregó que “la ordenanza se derogó por 4 votos contra 3”.

Por su parte, el edil Gastón Ayala aseguró que “tarde o temprano se va a tener que hacer una apertura de calle porque el barrio (Oshovia) lo necesita” ya que cuenta con tres ingresos para 500 familias.

La discusión que hoy deriva en el enfrentamiento de dos barrios de clase media alta y alta, tiene que ver con la falta de planificación de la ciudad, comenzando por las empresas inmobiliarias que no previeron la situación y seguidamente por el municipio de aprobar la construcción de un barrio sin sus correctos accesos.

En la sesión se encontraban también el Juez del Superior Tribunal de Justicia de la Provincia de Tierra Fuego, Gonzalo Sagastume, la Jueza Correccional, Doctora Felicitas Maiztegui Marcó, como parte del Mirador del Fernández, y el secretario de gobierno municipal, Omar Becerra.

Lugar del conflicto por la apertura de la calle

Te puede interesar