Pino consideró que no es el momento para reforma de la Carta Orgánica municipal

Locales 01/08/2018
El Presidente del Concejo dijo que sólo por convocar a constituyentes, al Estado municipal le valdría más de 20 millones de pesos, pero por la realidad económica y social “es difícil de hablar de la reforma”.
Pino 750x500
Concejal, Juan Carlos Pino - Foto: Archivo

El presidente del Concejo Deliberante de Ushuaia, Juan Carlos Pino, consideró este miércoles que no es el mejor momento para debatir la reforma de la Carta Orgánica municipal, dado que sólo por la convocatoria de constituyente le valdría al estado municipal más de 20 millones de pesos, entre otros gastos que generaría esa reforma.

El edil sostuvo – en Radio Nacional Ushuaia- que “la verdad que un contexto de crisis es difícil de hablar de la reforma de la Carta Orgánica”, pero consideró que “tenemos que trabajar en cuatro o cinco puntos”.

Entre los puntos a tratar serían el rechazo o no a la “conformación de lista, en la preferencia” en el que existe “muchas contradicciones en el caso del juez electoral distintas resoluciones porque por un lado declaran que es anticonstitucional el artículo 19 y por otro lado que tenemos el tema de la paridad de género”.

“Lo que se debate es si queremos mantener el sistema de preferencia o lista completa, y luego tenemos el defensor del vecino que se intento varias veces y el Concejo debería venir para ratificar a ese defensor. Hoy se da estas cuestiones que cuando llega al Concejo Deliberante no se obtienen los dos tercios”, analizó.

Por otro lado, otro punto a debatir es el “el convenio municipal, que no está homologado por la Provincia y Nación, donde hay que tocar la Carta Orgánica. Algunos gremios nos pusieron en tema, y en la medida de que no se saque la figura del no agremiado, que no existe su figura legal, para que sea homologado, esto trae polémica”.

En otro contexto, está la necesidad de modificar la representación barrial ya que “hoy tenemos referentes barriales y no comisiones vecinales, y en su gran mayoría son referentes porque la Carta Orgánica establece que la Municipalidad debe dar una personería municipal. Es difícil esto porque normalmente se juntan los vecinos, y plantean los problemas como antiguamente. Ahora hay muchas trabas porque no hay comisiones vecinales reconocidas”.

Recordó que “anterior a la Carta Orgánica había elecciones en los barrios, se elegía las autoridades y se las reconocía por un decreto municipal para poder tramitar necesidades de los barrios”.

Para Pino, “hablar de estos temas en medio de la situación provincial muchas veces se hace difícil” porque si bien desde el Cuerpo deliberativo “no estamos en contra, hay otros temas que preocupan”.

Además, de ser factible la reforma de la Carta habría que destinar más de 20 millones de pesos para los constituyentes, “porque son gastos y la misma Carta Orgánica dice que hay que poner un presupuesto. Esto tiene un costo y ante la necesidad de un barrio que quiera mejorar la calle, ese vecino no va estar contento con nosotros”.

“Hay una crisis nacional y  deberíamos estar en consonancia en función de esto y tocar la carta Orgánica a más de uno le va a molestar”, concluyó.

Te puede interesar