¿Ushuaia se ha relajado frente al coronavirus?

Locales 06/08/2020
Las plazas ya son ocupadas por familias y en la costa hay una gran cantidad de personas paseando, e incluso entre amigos. El uso del tapabocas no todos lo cumplen.

ushuaia 750x500

Con el buen tiempo de los últimos días y tras un confinamiento estricto que vivió la capital fueguina, muchos se preguntan si Ushuaia ya se ha relajado frente a la pandemia coronavirus. En las plazas públicas, playones deportivos, y la costa de la ciudad se puede ver una gran cantidad de personas y familias paseando, sin cumplir distanciamiento social y algunos hasta se animan andar sin tapabocas por la Av. San Martín.

Respecto de esta situación, el doctor Ezequiel Zolezzi opinó en el programa GPS de Radio Nacional Ushuaia que “lo que tenemos que tener en cuenta es que se trata de ahora de limitar al máximo de justamente reuniones sociales y por eso se prohibieron” a través de un decreto presidencial. Esto se debe a que “la mayor cantidad de contagios se están dando con este tipo de nexo, con algún viaje o alguna reunión social. Por 15 días y hasta nuevo aviso se suspenden todas las reuniones familiares y es justamente en las reuniones familiares se junta a comer sin respetar la distancia y sin el tapabocas, y eso hace que se vuelva a aumentar la circulación viral”.

El profesional entiende que vivir en estos tiempos de pandemia “es muy difícil, y todos nos estamos acostumbrando a algo nuevo y nos tenemos que acostumbrar a nuevas formas de vida. Es muy probable que tengamos que convivir con esto por mucho tiempo”, pero por ejemplo el caso de los niños en las plazas públicas “se sabe que no hacen formas clínicas graves, pero son transmisores de este virus y que justamente, en la familia donde hay varias generaciones, lleva el virus al abuelo y ahí si existe el riesgo de la vida. El cuidado tiene que ser social y uno tiene que tener esa responsabilidad social”.

En ese sentido, Zolezzi planteó que “es muy frecuente escuchar decir ‘cuando la pandemia pase’ y como si fuera en dos semanas se acaba todo, y quizás uno tiene que acostumbrarse a otro tipo de cuestión que de alguna manera deberíamos haberlo tenido siempre como el lavado de manos y distanciamiento social”.

“Casos va a haber, vamos a tener casos, pero lo importante es hacer cada uno hacer su parte dentro de la comunidad de que si tengo algún síntoma autoaislarme, avisar a los que tuve contacto hasta tanto se demuestre si soy positivo o no, y confiar que hay un sistema de salud que si la persona tiene todos los criterios se los va a hisopar y contener con un seguimiento médico”, concluyó.

Mientras tanto los usuarios de las redes sociales son los responsables de denunciar los incumplimientos a las normas sanitarias y sociales, que incluso se han dado en el transporte público. 

TE PUEDE INTERESAR