Brindan recomendaciones para prevenir intoxicaciones alimentarias en Navidad y Año Nuevo 

Interés general 22/12/2022
El Senasa brindó una serie de consejos a la hora de comprar, descongelar y conservar los alimentos durante las celebraciones de Navidad y Año Nuevo.
abc

Ante la llegada de la Navidad por el nacimiento de Jesucristo y la llegada del Año Nuevo, el el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) brindó una serie de consejos a la hora de hacer las compras, al preparar alimentos y al guardar los sobrantes de alimentos.

El organismo informó que las enfermedades transmitidas por alimentos se producen cuando comemos alimentos o bebemos agua con contaminantes principalmente biológicos peligrosos que pueden afectar nuestra salud. Algunos síntomas incluyen vómitos, diarrea, dolores intestinales y otros semejantes a los de una gripe y pueden comenzar desde unas horas hasta unos días luego de ingerir el alimento o agua contaminada.

Estas intoxicaciones e infecciones alimentarias se pueden prevenir considerando los potenciales riesgos que pueden ocurrir por el consumo de alimentos en estas fechas e incorporando ciertos cuidados en los hogares. Resguardando especialmente a los niños pequeños, los ancianos y las personas inmunosuprimidas.

Al hacer las compras

Organice su salida de compras y haga una lista.

No coloque en el mismo lugar la comida preparada y caliente con productos frescos o congelados.

No compre alimentos con sus envases rotos, deformados, sucios o con pérdidas de contenido.

Sí compre productos con rótulos, léalos atentamente y rechace los productos vencidos.

Observe que se mantenga la cadena de frío en productos refrigerados o congelados.

Al preparar alimentos

No se deben descongelar las carnes a temperatura ambiente.

No vuelva a congelar algo que ya se descongeló.

Coloque la carne en en la heladera, en estantes por encima de las verduras para evitar los derrames hacia los cajones de frutas y verduras que se consumen crudas.

Utilice agua potable para lavarse las manos y lavar alimentos.

Siempre separe los alimentos crudos –especialmente las carnes y pescados– de los alimentos cocidos. Al prepararlos, utilicé diferentes utensilios.

Los alimentos deben ser cocinados por completo: especialmente la carne, el pollo y los pescados.

Cocine bien las carnes destinadas a la alimentación de los más pequeños (no deben quedar partes rosadas o rojas en su interior, en lo posible asegurarse de alcanzar los 71 ºC).

Evite darle carne picada a menores de 5 años.

Al guardar los sobrantes

Si va a consumir un alimento dentro de las 48 horas, almacenarlo en envases herméticos en la heladera.

Si va a consumir los sobrantes en más de 48 horas, guardarlos en el freezer siempre y cuando no contengan aderezos.

Antes de almacenar, anote la fecha en la que lo hizo y el contenido del envase.

Si va a consumir alimentos sobrantes, calientelo lo suficiente y por completo.

Si tiene la posibilidad, done los alimentos que se encuentren en condiciones óptimas a las personas que no tienen adecuado acceso a la alimentación.

La adopción de hábitos simples y cotidianos puede hacer la diferencia en cuanto a la prevención de enfermedades transmitidas por alimentos y disfrutar de unas felices fiestas.

Te puede interesar